Adiós Chema

El viernes pasado unos de los referentes de toda una generación falleció. Tenía tan sólo 51 años, pero un cáncer pudo con él.

Juan Ramón Sánchez Guinot, más conocido como el panadero Chema de Barrio Sésamo, murió el dia 11 de abril en su casa, vencido por un cáncer que se lo llevó en sólo un mes.
Su mujer, Consuelo Vivares, la actriz que se escondía dentro de Espinete, decidió rendirle homenaje no suspendiendo la función que tenía que llevar a cabo el mismo viernes.

Quede aquí como homenaje este vídeo:



Noticia del País.

10 comentarios:

Bender dijo...

Me dejas de piedra, va a ser muy duro ver marchar a toda la gente que conocimos en nuestra infancia hace tiempo.

Y encima de una manera tan dura. Espero que no haya sufrido mucho el pobre. Qué mal tan terrible que es el cáncer.

Descansa en paz, panadero de nuestra niñez.

cielo azul dijo...

Que descanse en paz, el panadero que siempre sera en mis recuerdos...

Abrazos desde mi cielo!

conxa dijo...

Yo no soy de la época de barrio sésamo, pero recuerdo al panadero, Y son cosas que pasan, inevitables, aunque cuando se muere tan joven pues......afecta más.

Cientificotriste dijo...

Dios, no me hago a la idea.
Volver a escuchar sus voces ha sido impresionante.
Gracias por colgar el video!

acoolgirl dijo...

No sé, pero al escuchar este tipo de noticias... es como si se muriera un trocito de nuestro niño interior...

Ayssss...

Un besoteee

Lucía dijo...

Es cierto todo lo que dicen por aquí ... No estamos preparados para enterarnos de la muerte de nuestros pilares infantiles.

Qué lástima!! A mí era el que mejor me caía de Barrio Sésamo!!

Don't worry, be happy dijo...

La vida es así de puñetera en ocasiones. :/

Krambis dijo...

Tenéis razón, una parte de nuestra infancia nos ha abandonado.
Pero nos tenemos que ir acostumbrando, la vida es así. Siempre podremos recordarlos.

Un abrazo

Estatekietecita dijo...

Uf, ha sido un poquito duro ver el video. Yo también soy de las que creo que ese niño que todos aún llevamos dentro deja de vivir por un momento. Es un pequeño nudo más. Besos.

Doña Paranoica dijo...

Jo, que penita más grande, cuantos buenos momentos sentados frente a la pantalla del televisor....